"Zoneando"

Esta semana caminamos por calles que cuentan la historia del descubrimiento de un nuevo mundo. Edificaciones donde se fusiona arte, historia, solemnidad y hasta romanticismo. El lugar posee un encanto especial que quizás nunca lleguemos a explicar con las palabras adecuadas,  pero que nos hace regresar una y otra vez. 

Ciudad Colonial, Santo Domingo 
Nicolás de Ovando estuvo a cargo de la organización de la primera ciudad europea en el nuevo mundo. Esa que  empezó en la parte oriental del Ozama y que luego fue trasladada al otro lado. Casas, Iglesias, fortalezas, plazas y oficinas que todavía están ahí, pero con una nueva finalidad; como para recordarnos que la vida es totalmente impredecible y que, como esas edificaciones, en realidad nunca sabremos con certeza lo que aguarda en el futuro por nosotros.

Alcázar de Colón/ Plaza España, Ciudad Colonial 
Nublado, con sol, en la tarde con los niños o en la noches para disfrutar la luz de alguna luna llena. El Alcázar de Colón y Plaza España están entre los principales símbolos de La Zona. Fue el hogar de Diego Colón para la época del descubrimiento y hoy es un museo que recrea aquellos tiempos, mientras la plaza es escenario de las más populares manifestaciones artísticas y culturales. 

Fortaleza Ozama 
  Las piedras de la Fortaleza Ozama sí que son testigos de cómo cambia el mundo y la vida con el paso de los años. Los calabozos están vacíos, los únicos disparos que hoy se escuchan son los de la música en los conciertos que se celebran allí y el principal motivo de subir hasta el lugar más alto dejó de ser vigilar los enemigos. Ahora solo subimos a disfrutar la vista de la ciudad y espectacular juego de azules que nos regala el mar cuando el día esta claro. En los espacios en que una vez caminaban soldados y sirvientes hoy vemos niños jugar; seguros, felices, inocentes... probando una vez más que siempre hay oportunidad de que las cosas cambien para mejorar.

Clases de música en la Calle El Conde

Exhibición y venta de cuadros en la Calle El Conde 

 Imposible hablar de La Zona y no hacer una mención especial de la calle El Conde. Quienes nacieron en los 80's sabrán que era el shopping mall de aquellos tiempos y nuestra oportunidad de probar los helados más buenos del mundo (la maravilla de no tener muchas opciones). La caminata que empezaba frente al parque independencia y se extendía hasta el Parque Colón era la mejor terapia de relajación que la ciudad podía ofrecer, y de forma gratuita. 

Con los años, la decadencia y el sucio se ha robado mucha de la belleza característica de la calle El Conde, pero todavía hay gente que cree en el lugar y sigue allí con sus cuadros y artesanías, compartiendo el amor por el arte y la cultura. 

Ciudad Colonial, Santo Domingo 

Ciudad Colonial, Santo Domingo
Jardines espectaculares en pasillos ocultos, la arquitectura colonial llena de hermosos balcones, las calles adoquinadas, bares y restaurantes tan diversos como las personas que se congregan allí... Todos encontraremos algo que nos enamore o alguien a quien enamorar 😉

Esta semana te invitamos dar una vuelta por la Primada de América, despacio y utilizando todos los sentidos. Probando cócteles distintos o dulces típicos, mirando las casas coloniales y disfrutando el contraste entre lámparas, flores y construcciones antiguas. Escuchando a los músicos aficionados que regalan su arte mientras esperan que un día los descubran. Tocando las huellas del paso de los años en las piedras de museos y catedrales. De paso, te llevarás la mezcla de aromas que encontrarás en el proceso. 

¡Vamos a "zonear"! 


Comentarios

Entradas más populares de este blog

Historias a través del lente

El Flamboyán y su magia de colores

El "Rompe Olas" de Najayo